Lo primero que hago cuando llega mi recibo de luz es hablarle a mi hermano para presumirle que pago $300 pesos, antes pagaba más de $4,000